FANDOM


"Los Toa desafiaran Toa en la oscuridad debajo de la ciudad, en una lucha que todavía vive en mis pesadillas."
Turaga Vakama

BIONICLE Aventuras 3: Las Profundidades de Metru Nui
11095513 421952644631928 1991421368 o
Libro
Serie BIONICLE Aventuras
Escritor Greg Farshtey
Editorial Scholastic
ISBN 0-439-60733-7

Las Profundidades de Metru Nui es el tercer Libro de la serie BIONICLE Aventuras. Fue escrito por Greg Farshtey. También incluyó imágenes en blanco y negro de la forma de Krahka como combinación de los Toa Metru.

SinopsisEditar

Los Toa Metru están listos para comenzar su viaje al Coliseo, débiles y casi sin poder después de la agotadora batalla con el Morbuzakh, pero no llegan a la frontera de Ta-Metru cuando el Onu-Matoran llamado Nuparu corre hacia los Toa Metru. Whenua lo saluda, y lo lleva a un lado para que pueda escuchar lo que el Matoran tiene que decir. Al parecer, Nuparu descubrió una fuga en los túneles de mantenimiento de los Archivos de Onu-Metru, donde el agua puede entrar. Esto es extraño, porque los mineros generalmente reforzaron las paredes. Whenua habla con los otros Toa Metru, y deciden todos bajar e investigar.

Whenua, habiendo sido un archivista antes, les lleva a un atajo oculto abriendo un agujero en la carretera que conduce a los Archivos y los túneles de mantenimiento, los cuales fueron apodado la 'Red Fikou'. Pronto, sin embargo, son atacados. Una niebla monstruosa y el zumbido de luciérnagas los rodean, pero Matau, utilizando el poco poder elemental que le quedaba, sopla la niebla para revelar un Rahkshi de Control de insectos y un Rahkshi de Control del Clima. Los Rahkshi desafían a los Toa Metru, y los Toa empiezan a atacarlos. Un viento helado creado por Nuju hace que el Rahkshi de control del clima desate una tormenta de nieve, pero haciendo eso también hace que los insectos comiencen a morir, y el Rahkshi de control de insectos ataque a su camarada. Los Toa Metru aprovechan esta oportunidad para atacar a los Rahkshi, que luego huyen. Después de un descanso pequeño y hablar, continúan con Whenua a la cabeza de nuevo. Más adelante en los túneles, se encuentran con una división de seis caminos, cada uno de ellos van en un túnel diferente para encontrar la fuga.

Pero pronto estalla el caos. Nokama es atacada por un Kraata de un Rahkshi Controlador de Insectos, Vakama es atacado por Nokama, Matau es golpeado en una pared de roca por Onewa con extraños poderes de fuego, Onewa es derribado por Vakama y Nuju corre para ayudar a Matau. Pronto se chocan, luchando entre sí. Sin embargo, como Vakama se lanza entre los ataques de Nokama y Onewa, Nuju y Matau detienen a Onewa, lo que llevo a que repartieran sus acusaciones. Al darse cuenta de que Onewa dice que no ha visto a Matau desde que se separaron y los otros están diciendo que nunca atacaron a nadie, se detienen, cautelosos y prudentes. Whenua pronto irrumpe, y oye lo que estaban diciendo. Whenua les dice que todos ellos que habían sido atacados por un compañero Toa Metru, en realidad. Un Rahi metamorfo llamado Krahka, capaz de asumir la voz, el poder, y el aspecto de cualquier cosa con el cual hiciera contacto visual, está al acecho allí, y a todos ellos los atacó. Ellos proceden con cautela, Whenua sosteniendo una Piedra de Luz delante. Pronto llegan a un abismo, con nada más que un cable endeble de Le-Metru construido para cruzar con Ratas de Piedra pululando por debajo del abismo. Whenua cruza, a continuación, Nokama, y ​​luego Matau (camina usando las manos en un espectáculo supremo de arrogancia). Vakama entonces comienza a proceder, pero un, Rahkshi de Densidad espectral flotante de repente aparece y corta un extremo del puente. Vakama cae, y mientras que se aferra, se da cuenta de que las Ratas de piedra están empezando a subir por el puente. Utiliza un disco Kanoka de debilitamiento y derriba el puente. Las Ratas de Piedra, Vakama, y ​​un puente cortado caen hacia abajo, y Vakama solamente se salva gracias al coraje loco de Matau. Vuelan a través del Rahkshi de Densidad espectral flotante, pero les agarra la pierna y les empieza a tirar hacia abajo. Matau vuela hacia una pared y gira bruscamente, y el Rahkshi de densidad cambia para pasar a través de ella, lo que resulta en que pase a través de la pared del cañón y quede fuera de vista. Los dos Toa vuelan hacia el otro lado, dejando sólo a Onewa y Nuju atrás. Nuju vacila, pero Onewa lo agarra de repente, y salta a través del puente, usando su poder elemental y sus Proto Pitones se cuelga a la cornisa. Nuju declara que si hubiera tenido cualquier poder en ese momento, congelaría a Onewa allí mismo. Vakama les impide luchar, y Whenua, sin decir una palabra, se apresura adelante.

Viajan a través de una niebla oscura, y como Nokama y Whenua van adelante, los Toa Metru comienzan a desaparecer. Nokama le grita a todos ellos, pero Whenua insiste en que sigan. Siguiéndolo a él, Nokama se da cuenta de algo, y se coloca en posición de batalla. Ella se da cuenta de que Whenua realmente es: Krahka. De hecho, ella tiene razón. El Rahi se desplaza en varias formas y le dice a Nokama de su odio a los "habitantes de la superficie", o Matoran. Krahka deja a Nokama con una Rahkshi de Cadena Relámpago de plata, un Rahkshi de Ilusión verde bronceado y un Rahkshi de ciclón blanco y negro. Usando toda su astucia, ingenio y habilidad, Nokama derriba a cada uno, usando sus poderes gastados, inteligencia y una pequeña fuga. Nokama luego pasa a buscar a los otros Toa Metru, aparte de Whenua, atrapados en algunas pequeñas grietas en las cuevas que desaparecieron. Sin embargo, Nuju se ha quedado atascado en un campo de estasis extraño. Se las arreglan para sacarlo usando un disco de teleportación, que teletransporto sólo el campo de estasis, no a Nuju. Se apresuran a buscarlo, encontrando una serie de Anguilas de Lava. Vakama dice que ellas no son una gran amenaza para los Toa, pero un fuerte rugido del subsuelo asusta a las anguilas, que rápidamente derriten el suelo, lo que obligó a los Toa a agarrarse de tuberías sobre ellos. Los seis presencian una gran criatura caminando debajo, y comienzan a balancearse por las tuberías para llegar al otro lado del camino roto. Tienen éxito, y se detienen a descansar. Nuju se ofrece para reconocer el terreno, y como él lo hace, él encuentra una cámara donde Whenua está colgando boca abajo. Nuju es entonces atrapado luego en una jaula de piedra, creada por Krahka.

Vakama, Nokama y los otros empiezan a preocuparse por Nuju. Vakama se da cuenta de que Krahka podría tenderles una trampa si tiene Nuju, por lo que tiene a Matau oculto. Cuando 'Nuju' regrese, los Toa Metru dirán a "él" que Matau fue a buscar ayuda. Apresurado 'Nuju' para supuestamente ayudar, pero después de que Nokama consigue que Nuju dijera algo que el Nuju normal sabía que no era cierto, Matau reaparece desde arriba y golpea a Krahka hacia el suelo. Krahka sólo sonríe, y se transforma en una Anguila de Lava. Matau inmediatamente la deja ir debido al calor, y los Toa la siguen a través de los túneles hasta que se transforma una vez más, esta vez en una forma que no deja un rastro. Deseando llevarlos a su guarida, empiezan a perforar en la pared, en voz alta, tratando de hacer un túnel, lo cual saben que Krahka no permitirá. Muy pronto, nubes extrañas aparecen, humo negro sobre de ellos y son llevados a su guarida. Atrapados allí, ven a Whenua que cuelga de la parte superior de la cueva, y Nuju en su prisión de piedra. Krahka les dice que van a permanecer en esta sala para siempre, y se inicia el sellado de las paredes. Los Toa Metru esperan un pequeño tiempo para formular un plan. Vakama agarra un disco Kanoka de su mochila, un disco de reconstrucción aleatoria, y lo lanza a Krahka, lo que la hizo pasar por transformaciones rápidas. Al mismo tiempo, Matau utiliza algo de su poder aéreo para lanzarse a sí mismo y tomar a Whenua, que casi se ha roto de sus ataduras. Onewa y Nokama van rápidamente a la jaula de piedra de Nuju y lo liberan. Matau y Whenua atacan con una inmersión de poder a Krahka, pero ella pone un muro de llamas como Vakama. El verdadero Vakama lo absorbe, con lo poco que se ha dejado, y luego libera las llamas en una de las entradas. Vakama le grita a la Rahi, llamándola una ladrona, alguien que roba fuerza a otras criaturas 'porque ella no tiene ninguna suya. Ella se ríe, y se transforma en una criatura monstruosa, una combinación mortal de los seis Toa Metru. Ella ataca con todo el poder de los Toa Metru, quienes de inmediato esquivan. Sin embargo, el poder de Krahka la está cansando. Su mente después de haber absorbido algunos de los recuerdos de todos los Toa Metru, la hace mentalmente desequilibrada. Los Toa comienzan a perturbar su mente aún más, diciéndole de su falta de conquista, cómo iba a terminar alejando a todos los Rahi y Matoran, y ella sería el gobernante absoluto de la nada. Ella comienza a gastar grandes cantidades de energía rápidamente. Whenua comienza a atacar y sorprenderla del subsuelo. En la ira, ella lo ataca con un solo haz que mezcla todos sus poderes, formando Protodermis sólido. Vakama empieza a mirar con asombro a este antes de ser retirado por los demás. Krahka se derrumba, y Vakama, siendo el más cercano, observa mientras ella se transforma en una Anguila de Lava y se escapa una vez más. Los otros Toa Metru se acercan, preguntándole por qué no acaba de detenerla. Él dice que ella simplemente estaba protegiendo su casa, pero el poder que se le dio, la convirtió en un monstruo. Él ve en su interior lo que los Toa Metru pueden llegar a ser un día si no son cuidadosos. Y luego, agotados pero victoriosos, encuentran sellan la fuga y se van.

PersonajesEditar

TriviaEditar

  • Al final del libro estaban las instrucciones sobre cómo construir a Krahka en su forma de seis Toa
  • En inglés, el título del libro es "The Darkness Below" ("La Profunda Oscuridad").

Véase TambiénEditar



El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.